¿Por qué la mayoría de personas fracasan al hacer meditación?

meditation

He fracasado muchísimas veces después de probar diferentes tipos de meditación, incluyendo mantras, mindfulness o escaneos corporales. Mi mente vagaba la mayor parte del tiempo y casi siempre terminaba dando vueltas a pensamientos ansiosos. La meditación era algo relajante, pero se sentía como un desperdicio de mi precioso tiempo. Quería volver rápido a mi lista de cosas pendientes, revisar las últimas noticias o solo empezar a moverme.

Llegué a la conclusión de que una mente en silencio y sin pensamientos probablemente era más fácil de conseguir cuando estas prácticas meditativas fueron desarrolladas, hace dos milenios. Pero hoy en día, cada uno de los 1440 minutos del día puede ser una eternidad. Nuestros horarios ocupados y la sobrecarga de información están activando continuamente nuestras mentes de monos.

Descubrí que lo que necesitaba era una rutina diaria de tiempo personal para autorreflexionar. Desarrollé una práctica de 15 minutos que llamé mindful framing. Consiste en reproducir con el ojo de tu mente 5 escenas de imágenes rápidas. Empecé confrontando (no evitando) mis fuentes de ansiedad. Lo siguiente es utilizar mis sentidos para reflexionar sobre la conexión naturaleza-mente-cuerpo. Exploré mis fortalezas y debilidades emocionales para asegurarme de que estuvieran en armonía con el mundo emocional de los demás. Pensé sobre los mejores enfoques para revitalizar mi cuerpo y mente.

Tras años de práctica exitosa en los que mi mente vagaba muy poco, decidí escribir este libro. Ponlo a prueba por ti mismo.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *